Breaking News:
RSS
Tools
NOTIDIÓCESIS
27 Apr
El hastío PDF Imprimir Correo electrónico
Escrito por Pbro. Mtro. Raymundo Pacheco Guzmán   
Viernes 07 de Abril de 2017 17:42

Una FRASE y su reflexión. Una PREGUNTA y su respuesta

 

"El hastío es una tristeza sin amor". Niccolò Tommaseo (1802-1874), literato y filósofo italiano.

Conocemos el hastío como el estado personal de tedio, disgusto, desolación, cansancio, agotamiento y hartazgo. La sociedad de hoy conoce muy bien este sentimiento. La vida se ha hecho demasiado horizontal; es decir, plana, llena de actividades que van perdiendo sentido. No sólo nos vamos acostumbrando a lo cotidiano, sino que se va deteriorando en sus significados. La mayor pérdida en nuestra vida es el "para qué" de lo que hacemos. "¿A dónde voy y a qué?", pregunta San Ignacio en los Ejercicios Espirituales (EE. 239).

Trabajamos por el precio de las cosas, y olvidamos el valor que ellas pueden tener para nuestra existencia. Sumergidos en las horas que se cuentan por la utilidad práctica, olvidamos la calidad del encuentro humano, dejamos de lado la riqueza del simple hecho de vivir. Sumergidos en horas limitadas al momento actual experimentamos lo que el filósofo alemán Arthur Schopenhauer llamó "una aniquilación retardada donde lo único que nos da vida es la respiración".

El amor como fuerza que busca el bien del otro es la fuente de sentido. "Quien anda en el amor no cansa, ni se cansa", expresaría San Juan de la Cruz. El amor echa fuera todo temor (1Jn 4,18).  Más allá de las concepciones demasiado superficiales. Permanecer enamorado es permanecer en la vida. Amar lo que se hace y hacer lo que se ama.

Termino mi reflexión con un extracto de aquel poema escrito por el P. Pedro Arrupe, SJ (1907-1991): "Aquello de lo que te enamoras atrapa tu imaginación y acaba por ir dejando su huella en todo, será lo que decida qué es lo que te saca de la cama por la mañana, lo que hagas con tus atardeceres, en qué empleas tus fines de semana, determinará lo que lees, lo que conoces, lo que rompe tu corazón, y lo que te sobrecoge de alegría y gratitud. ¡Enamórate, permanece en el amor y todo será de otra manera!".

 

¿Qué destruye la vida de un ser humano?

 Huir del compromiso que implica el amor, vivir sin ser capaz de amar auténticamente.

 

-Comentarios y preguntas, escríbeme a mi correo:  Esta dirección electrónica esta protegida contra spambots. Es necesario activar Javascript para visualizarla