Noticias

Despiden agradecidos al P. Enrique Martínez

Casado diácono, viudo y sacerdote

Por: Karen Assmar Durán.

A los 78 años de edad y tras haber vivido más de 40 años con fecundidad el sacramento del Matrimonio, 31 como diácono permanente y 7 como presbítero, el P. Enrique Martínez Domínguez entregó su alma al Creador el pasado jueves 11 de febrero, fecha por demás significativa según expresó el vicario general Mons. Luis Carlos Lerma al presidir la santa Misa de exequias el viernes 12 en la parroquia Divina Providencia, por ser fiesta de Ntra. Sra. de Lourdes y conmemoración del Martirio de San Pedro de Jesús Maldonado.

Una afección cardiaca que padecía hacía ya tiempo fue la causa del deceso de quien fuera llamado con cariño y respeto “Chinoqüe”, esposo de la querida y muy recordada en esta casa editora Guillermina Amparán, y padre amoroso de ocho hijos. Este aspecto de su vida fue mencionado en la reflexión homilética por Mons. Lerma, quien señaló que al fallecer Guille y considerarse entonces la posibilidad de ordenarle sacerdote, él le comentó que “el ministerio sacerdotal, consagrar el pan y el vino en el Cuerpo y Sangre del Señor por esa acción del Espíritu Santo, el absolver los pecados en nombre de nuestro Señor Jesucristo y de la santa madre Iglesia, dar la gracia de la salud a los enfermos, ¡es otra cosa! Cuando ya fue ordenado le dije que disfrutara el servicio sacerdotal y él verdaderamente lo experimentó, lo disfrutó y tiene muchos motivos de darle gracias a Dios de haberlo servido… ¡Mucho bien hizo en nuestra Arquidiócesis!”.

Según refirieron para este medio sus hijos presentes en la celebración de exequias, sus restos mortales serían depositados junto a los de su amada Guille en el panteón “La Colina”.

¡Hasta siempre, querido P. Enrique!

 

Pbro. Enrique Martínez Domínguez

Nacido el 15 de julio de 1942 en Cd. Camargo, Chih., Enrique tuvo un hermano sacerdote, P. Félix Martínez(+), célebre por ser autor del libro Historia del Seminario de Chihuahua.

Hizo estudios en el Seminario que no concluyó, sino que llamado a la vocación matrimonial contrajo nupcias con Guillermina Amparán Rey el 14 de junio de 1967, unión que fue bendecida con ocho hijos: Francisco, Enrique, Celia, Isela, Roque, Marcos, Melina Rocío y Celina Patricia, a quienes educó y proveyó y ellos le correspondieron como padre dedicado y amoroso que fue hasta el día que el Señor le llamó, 11 de febrero de 2021.

Fueron don Enrique y don Cornelio Corral los primeros diáconos permanentes ordenados en esta Arquidiócesis, el 8 de septiembre de 1981 por don Adalberto Almeida. Al fallecer Guille en 2011, debido a su preparación y amplia experiencia en el servicio, fue considerado candidato para recibir el presbiterado, el cual recibió por manos de don Constancio Miranda W. el 15 de agosto de 2013.

Entre las comunidades donde primero como laico comprometido, posteriormente como diácono permanente y después como presbítero desempeñó con gran entrega su ministerio, se encuentran San José de la Montaña, Sagrario de Catedral, San Francisco Javier en la Villa, párroco de la Santa Cruz en Rosales y adscrito en el Espíritu Santo. También, en ese servicio de la caridad propio de los diáconos, fue por varios años asesor eclesial de Cáritas Diocesana.

Y aunque permanecía en confinamiento debido no sólo a la contingencia sanitaria sino sobre todo por su delicada salud, el P. Enrique mantenía una constante presencia en redes sociales ya que solía transmitir la Eucaristía diaria a través de su perfil de Facebook.

Tu bondad y misericordia me acompañarán todos los días de mi vida, y habitaré en la casa del Señor por años sin término” (Sal 23, 6)

El Arzobispo de Chihuahua S.E.R. Mons. Constancio Miranda Weckmann, presbíteros y diáconos, agradecemos al Padre de bondad la vida que la concedió a nuestro hermano:

Pbro. Enrique Martínez Domínguez

Quien concluyó su peregrinar en este mundo el pasado 11 de febrero. Enviamos condolencias a sus hijos, hermanos, nietos y demás familiares, confortados en la promesa de la Resurrección del último día.

¡Descanse en paz!

 

Share this Story
  • Noticias

    Despiden agradecidos al P. Enrique Martínez

    Casado diácono, viudo y sacerdote Por: Karen Assmar Durán. A los 78 años de edad y tras haber vivido más de 40 ...
Load More Related Articles
Load More In Noticias

Check Also

Contemplemos el Amor de Dios

Carta del Director ¡Saludos a todos! Después de ...

Anuncio