Noticias

Abre sus puertas Casa del Migrante “San Agustín”

Para “acoger, proteger, promover e integrar”

Por: Karen Assmar Durán

A Dios gracias, la tarde del miércoles 11 de diciembre fue bendecida e inaugurada la Casa del Migrante “San Agustín”, que quiere hacer suyos los cuatro verbos “acoger, proteger, promover e integrar” a que Papa Francisco ha exhortado para atender la situación de los migrantes.

La ceremonia estuvo encabezada por el Sr. Arzobispo don Constancio Miranda Weckmann, acompañándole en el corte del listón el asesor de la Pastoral, P. Marco Antonio Estrada Rojas; Linda Flores, coordinadora de la Pastoral de la Movilidad Humana; y Rocío De las Casas, presidente del Patronato que trabajó animosamente para remodelar y acondicionar el local, donado a la Arquidiócesis de Chihuahua por la parroquia Cristo Sumo y Eterno Sacerdote.

A la bendición se siguió la Eucaristía, concelebrada por sacerdotes que han estado muy cercanos a este proyecto que se une a la red de más de cien Casas del Migrante que a lo largo y ancho del territorio mexicano la Iglesia sustenta para apoyar a las personas que buscan llegar a los Estados Unidos de América.

El Sr. Arzobispo fue enfático al expresar en su homilía su agradecimiento, pues no obstante las negativas, se logró unir esfuerzos para conseguir desde lo más sencillo hasta lo más gravoso, siendo muchas las personas de buena voluntad que aportaron para que este sueño tan acariciado se volviera toda una realidad y poder brindar a los hermanos migrantes un lugar digno donde comer, asearse y descansar, además de recibir atención médica, psicológica, legal y espiritual.

Al respecto, el P. Marco comentó que esta obra representa dos cosas: Necesidad y ayuda, ya que los hermanos migrantes son “el rostro necesitado de Cristo, un rostro hambriento, sediento, extranjero”, pero también son “el rostro de Cristo solidario y misericordioso, que brinda ayuda al necesitado y que se concreta en el trabajo, en el servicio y el desprendimiento caritativo de quienes forman el equipo de la Pastoral y de tantos hermanos y hermanas que desinteresadamente brindan su apoyo”.

Señaló además que se ha despertado y fortalecido en la diócesis la conciencia en torno a esta Pastoral; ello compromete a toda la Iglesia y en especial a los sacerdotes, “a no quedarnos sólo en el asistencialismo sino a estar cerca de los migrantes en el sentido espiritual, brindando acompañamiento, dirección espiritual, los Sacramentos, el Evangelio de Cristo”, labor para la que se apoyará de los padres Agustinos Recoletos -en cuyo territorio parroquial se encuentra la Casa- y de los Misioneros del Espíritu Santo -de la vecina parroquia Beata Conchita Cabrera-, quienes se miran muy dispuestos a colaborar con esta obra.

En cuanto a la Casa, ésta tiene espacio para albergar hasta cerca de un centenar de migrantes y cuenta con área de dormitorios dividida para hombres, mujeres y personas en situación especial, sala de televisión, cocina, comedor, baños, casilleros, amplio patio, lavandería, bodegas, oficina, etc. Asimismo, a quienes lleguen acompañados por esposa e hijos tendrán un área familiar privada.

Ubicada en la calle Ladrilleros #5101, Col. Ladrilleros (entre calles Arenales y Bolsón de Mapimí), se puede llegar en el camión “2 de Octubre”, que pasa justo frente a la Casa, o en 15 minutos de caminata desde las vías del tren cercanas al puente de la Pacheco, lugar en el que por años la Pastoral ha estado dando atención a los migrantes. Mas ahora la Pastoral sólo les recibirá en la Casa, donde les brindará alojamiento hasta por tres noches -con sus contadas excepciones-, así como los tres alimentos del día, ropa, calzado, cobijas, kits de llegada (con artículos de aseo personal) y de salida (comida), todo de manera gratuita.

Se llevará también un registro y se facilitará a los migrantes el uso del teléfono e incluso el acceso a una computadora con internet para que puedan comunicarse con sus familiares.

Cabe mencionar que el apoyo recibido por parte de la parroquia Santa María Reina y otras instancias ha sido valiosísimo para proseguir con esta obra; sin embargo, siguen siendo pocas las manos comprometidas con este servicio, por lo que se hace extensiva la invitación a unirse al equipo de la Pastoral de Migrantes aportando lo que su corazón generoso guste: en efectivo, en especie o, principalmente, en tiempo.

Share this Story
  • Noticias

    Casa del Migrante necesita tu apoyo

    Por: Karen Assmar Durán. A Dios gracias la Casa del Migrante “San Agustín”, desde su apertura y bendición en diciembre pasado, ...
  • Noticias

    Abre sus puertas Casa del Migrante “San Agustín”

    Para “acoger, proteger, promover e integrar” Por: Karen Assmar Durán A Dios gracias, la tarde del miércoles 11 de diciembre fue ...
Load More Related Articles
Load More In Noticias

Check Also

“Mejor encontrarse hoy que separarse mañana”

La Iglesia en las Periferias Por: Patricia Carrillo ...

Anuncio